Simon UberaZarautz

“Quiero seguir aprendiendo para ofrecer mayor variedad y calidad de verduras y frutas”
Mi base para producir alimentos es el respeto al medio ambiente y a la tierra.
¿Por qué trabajas en ecológico?

En el momento de tomar la decisión no me lo pensé demasiado, fue una decisión natural; si para mí quiero lo mejor y lo más natural, también lo quiero para los de alrededor. Mi base para producir alimentos es el respeto al medio ambiente y a la tierra, y la producción ecológica cumple con ello.

¿Cuándo y cómo empezaste en la huerta?

Empecé hace cuatro años, después de hacer un curso de horticultura en la escuela de Zabalegi y una temporada de prácticas en el caserío Lizardi de Astigarraga. El medio rural me ha atraído siempre, desde pequeño, y por diversas circunstancias tuve la oportunidad de apostar por este tipo de vida.

¿Cómo ves el futuro?

En general creo que la sociedad no valora demasiado el trabajo del caserío, pero sí que veo cierto movimiento alrededor de los grupos de consumo. Hay gente con ganas de dejar los supermercados de lado y de conocer y disfrutar las huertas en directo. Creo que tenemos que ser positivos, que hay ganas de hacer cambios y que cuantos más consumidores se animen, más productores o baserritarras se van a animar a producir.

¿Qué proyectos tienes en mente?

Mi objetivo es seguir aprendiendo para obtener la mayor variedad de verduras de la mejor calidad. A corto plazo también quiero añadir fruta variada a las cestas, también llegar a tiendas y ferias. Por otro lado, también quiero acercar la huerta a niños y jóvenes colaborando con los centros educativos. Me motiva especialmente la sensibilización a los jóvenes sobre el respeto al medio ambiente y la alimentación, creo que es necesario en nuestra sociedad.